Crónica del 25 de marzo del 2011

Os hablo desde mi experiencia. El pasado viernes 25 de marzo nos volvimos a juntar en la calle. Fue una mala suerte que coincidiera con el partido de la selección que se jugó en nuestra ciudad, por eso las calles estaban menos transitadas y vino menos gente que las veces anteriores. Aún así, con la constancia que nos une cada día, allí estuvimos.

Sostuvimos conversaciones muy interesantes y vi en los ojos de la mayoría el brillo de su lucha, de su queja y, porqué no decirlo, de orgullo. Llenos de orgullo por estar allí y de luchar por su futuro. Se habló del sistema económico y escuche a dos personas de este grupo debatir sobre el tema durante un rato, de lo que se podría resumir en que el dinero no existe como tal, el dinero que tenemos en nuestros bolsillos es deuda.

Aquí os pongo un vídeo esclarecedor (tiene varios capítulos, podéis verlo completo en youtube):

Esto me recuerda un cuento que una chica del grupo puso en nuestro facebook, el cual os pongo aquí:

Es agosto, en una pequeña ciudad de la costa, en plena temporada; cae una lluvia torrencial y hace varios días que la ciudad parece desierta. Hace rato que la crisis viene azotando este lugar, todos tienen deudas y viven a base de créditos. Por fortuna, llega un ruso mafioso forrado de guita y entra en el único pequeño hotel del lugar. Pide una habitación. Pone un billete de 100 dólares en la mesa de la recepcionista y se va a ver las habitaciones.

El jefe del hotel agarra el billete y sale corriendo a pagar sus deudas con el carnicero. Éste toma el billete y corre a pagar su deuda con el criador de cerdos. A su turno éste sale corriendo para pagar lo que le debe al molino proveedor de alimentos para animales. El dueño del molino toma el billete al vuelo y corre a liquidar su deuda con María, la prostituta a la que hace tiempo que no le paga. En tiempos de crisis, hasta ella ofrece servicios a crédito.
La prostituta con el billete en mano sale para el pequeño hotel donde había traído a sus clientes las últimas veces y que todavía no había pagado y le entrega el billete al dueño del hotel.

En este momento baja el ruso, que acaba de echar un vistazo a las habitaciones,
dice que no le convence ninguna, toma el billete y se va. Nadie ha ganado un centavo, pero ahora toda la ciudad vive sin deudas y mira el futuro con confianza!!!
MORALEJA: ¡¡¡SI EL DINERO CIRCULA SE ACABA LA CRISIS!!!

A parte de las conversaciones, también quiero hacer especial atención a la actitud de la gente que pasaba por allí, que nos quitaban los panfletos de las manos, los cuales no eran pocos -unos mil aproximadamente. Sosteniendo una pancarta en alto escuché golpes en un autobús cercano. La gente golpeaba el cristal y abría las ventanas de arriba para que les diéramos panfletos. El conductor de un coche que paró cuando el semáforo estaba en rojo no dejaba de darle al claxon hasta que le dimos un panfleto. Pancartas que decían <<¡Despierta! El fútbol no llena tu despensa>>, <<Nos molesta el “rescate” de la banca con el dinero de otros>> y algunas más. Y una pancarta de tela, más grande y alta que las demás, con el nombre de este grupo y la dirección de este blog. Ideas de algunos para hacer performances en las siguientes reuniones. Ancianos queriéndose agachar para escribir en nuestros carteles “¿qué te indigna?” y “¿qué propones?” y jóvenes que se agachaban para ayudarlos a escribir sus quejas. Un ambiente pleno de humildad, la cual les falta a los dirigentes políticos de nuestro país.

En resumen, estoy orgulloso por salir cada viernes, estoy orgullo por ver a la gente allí, estoy orgulloso porque cada vez hago menos caso a los medios que nos engañan, estoy orgulloso porque poco a poco la gente se va quitando la máscara, estoy orgulloso porque al muro cada vez le quedan menos ladrillos por derribar.

Anuncios

4 Respuestas a “Crónica del 25 de marzo del 2011

  1. Pingback: Crónica del 25 de marzo del 2011 « Juntoshacemosmas

  2. Por favor, incluye la lista de lo que fue escrito por los ciudadanos en los carteles. Es muy importante que quede constancia, que no haya sido gratuito.

  3. Si, tengo que publicarlo, pero yo no tengo los carteles. Estoy esperando a que otro me pase por correo todas las frases y ya lo publico. 😉

  4. Poco serio que aparezca aquí el anuncio del “cobrador eficaz”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s